Código Farmacia Botica
 
Logotipo
La Farmacia andaluza rechaza la continuidad de las subastas de medicamentos, que contradice una promesa electoral expresa del Gobierno andaluz
Los farmacéuticos andaluces consideramos insuficientes las modificaciones incorporadas, que no acaban con la inequidad y los problemas inherentes al propio modelo, perjudicando en primer lugar a los pacientes

Los farmacéuticos andaluces, a través del Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CACOF), hemos tenido conocimiento de que el Gobierno andaluz prepara una modificación de la Ley de Farmacia de Andalucía que, lejos de suprimir las subastas de medicamentos, las consolida y revisa con la intención de realizar nuevas convocatorias, incumpliendo así de forma clara su compromiso electoral y propinando un nuevo aldabonazo moral a la farmacia en un contexto crítico, en el que todos los profesionales farmacéuticos están mostrando un máximo compromiso para hacer frente a las necesidades sanitarias provocadas por la pandemia.

A través del CACOF trasladaremos al Gobierno andaluz nuestro más profundo desacuerdo con la pervivencia del modelo de subastas y le solicitaremos su completa reversión, tal y como anunció que haría en reiteradas ocasiones, antes y después de las elecciones, incluso en medios oficiales de la propia Junta Andalucía, como se puede apreciar en este enlace.

Consideramos que el modelo de subastas no necesita rectificaciones puntuales, sino su anulación: solo así se garantizarán los derechos de los pacientes, la equidad territorial y la autonomía del ejercicio profesional farmacéutico.

Asimismo, estimamos que la sostenibilidad del sistema sanitario requiere de medidas estructurales complejas, que pasan, entre otros factores, por un mayor aprovechamiento de la farmacia y de los farmacéuticos dentro del sistema sanitario, tal y como hemos propuesto en numerosas ocasiones a los responsables de la administración sanitaria y tal y como ha quedado demostrado en los meses más críticos de la pandemia, en los que las farmacias andaluzas han actuado como dique de contención frente a la vulnerabilidad, para que a ningún paciente la faltara su tratamiento (crónicos y pacientes complejos, personas con dificultades de movilidad…) y para que todos los ciudadanos encontraran la cercanía y seguridad de tener un profesional sanitario accesible a menos de 200 metros de sus casas.